Noticias

Últimas Noticias

Miércoles, 24 Abril 2019 20:01

Proyecto de Ley de la Economía del Conocimiento - AGC PIDE SERIEDAD A GOBIERNO Y EMPRESARIOS

En el marco de la sesión conjunta de las Comisiones de Hacienda y Presupuesto y de Comunicaciones e Informática de la H. Cámara de Diputados de la Nación celebrada en la tarde de ayer, el Secretario General de la Asociación Gremial de Computación, Ezequiel Tosco, expuso las objeciones de los trabajadores informáticos al proyecto impulsado por el Gobierno y las corporaciones del sector IT, por entender que el mismo sólo tiene como objetivo una transferencia de recursos públicos multimillonaria a las grandes empresas, sin el menor contralor del Estado ni compromiso real por parte del empresariado ya sea en la generación de empleo genuino o en la reinversión de sus ganancias para la consolidación de la industria.

Con la presencia de representantes del sector patronal, entre ellos, la Cámara de Empresas de Software y Servicios Informáticos, el Polo IT Buenos Aires y ArgenCon, entre los más destacados, la reunión fue presidida por el Dip. Nac. Juan Brugge, y contó con la participación del Secretario de Emprendedores y PyMEs del Ministerio de Producción y Trabajo, Mariano Mayer.

En ese marco, luego de escuchar las posturas previsiblemente alabatorias de los representantes corporativos (principales impulsores de este régimen, que viene a reemplazar a la Ley 25.992, que establece el Régimen de Promoción de la Industria del Software, prorrogada por Ley 26.692 en agosto de 2011 hasta el 31 de diciembre del año en curso), hizo uso de la palabra el máximo dirigente del sindicato informático, para exponer la postura de los trabajadores del sector ante el proyecto de marras.

Al respecto, Tosco, tras adelantar el apoyo de AGC a un régimen que promocione el crecimiento sostenible de la Industria 4.0, señaló algunas cuestiones que, lejos del maravilloso mundo pintado por los empresarios, hacen del sector informático uno de los más desprolijos, precarios y atrasados de la industria nacional.

En primer lugar, el dirigente informático recordó a los funcionarios, legisladores y representantes corporativos presentes que el sector informático no ha tenido jamás paritarias, en toda su historia. “Esto no ocurre por casualidad, sino porque hay quienes trabajan para impedir que haya una representación sindical que pueda defender los intereses y los derechos de los trabajadores de esta industria”, observó Tosco. “Vivimos en la Economía del Conocimiento y el trabajador del conocimiento no puede discutir seria y responsablemente una paritaria, porque el sector empresario cree que no merecen tener el derecho que han logrado hasta los trabajadores de la recolección de residuos”, remató.

Seguidamente el Secretario General de AGC se refirió al pretendido consenso de todos los sectores involucrados que la iniciativa habría tenido, según el Secretario Meyer, señalando que, toda vez que los trabajadores no fueron convocados al debate, así como tampoco la universidad, otro de los actores del sistema de innovación excluidos de la discusión, mal puede hablarse de consenso al respecto. “Nosotros no pudimos opinar – subrayó el dirigente de AGC-, no pudimos participar y hay dudas que tenemos que tampoco se pudieron evacuar”.

En este sentido, el dirigente informático se preguntó, ante el enorme costo fiscal que el régimen propuesto representaría para el Estado –estimado entre 6 y 10 mil millones de pesos- cuál sería el compromiso asumido por parte del sector empresario, en relación a la generación de empleo genuino o la reinversión de sus ganancias en formación profesional o desarrollo de capacidades, habida cuenta de la falta de controles verificable con la simple lectura del proyecto.

“Nosotros hemos visto pasar programas como el 111 mil, que a nuestro criterio no anduvo bien, o en la ciudad de Buenos Aires, por ejemplo, donde el programa Codo a Codo, de 900 personas que se formaron, se contrataron solamente 36, por lo cual el esfuerzo es fiscal, el aporte es económico que hacen los gobiernos y los estados, no tiene como correlato ningún compromiso del sector empresario”, expuso el dirigente de los trabajadores informáticos.

Finalmente, la Asociación Gremial de Computación propuso, en síntesis, una prórroga de la Ley 26.692 actualmente vigente, para que los actores del sector informático excluidos del debate de este nuevo proyecto puedan participar en su discusión. En el caso de que siga adelante el tratamiento del actual proyecto parlamentario, el sindicato informático propuso introducir algunos cambios en el Artículo 13 del mismo, donde se estipulan las entidades de control, de modo que exista una representación igualitaria de los sectores de la producción y el trabajo para garantizar la correcta aplicación de los fondos asignados.

“Nosotros ya hemos visto en etapas anteriores otras iniciativas similares donde el sector empresario se daba a sí mismo los fondos para formación y era también el único que se controlaba, con los resultados antes mencionados. Señores, tratemos de ser serios en esto”, concluyó Tosco

 

La imagen puede contener: 2 personas, personas sentadas y barba

La imagen puede contener: 5 personas, personas sentadas

 

La imagen puede contener: una o varias personas, personas sentadas e interior

 

La imagen puede contener: 1 persona, sentado e interior